Buy Software Online - Best Price

 

Premios Literarios Miguel Hernández 2021 Exposición Bibliográfica Miguel Hernández Genealogía de Ramón Sijé


El hijo del dibujante oriolano Francisco de Díe García-Murphy, Francisco de Díe Rogel, ha facilitado a la Fundación Miguel Hernández, entre otras valiosas obras, cuatro dibujos atribuidos al poeta oriolano para su exposición pública en Madrid, coincidiendo con el II Congreso Internacional Hernandiano que preside el premio Nobel José Saramago. Francisco de Díe (1909-1988) coincidió con el poeta en Madrid. Hernández informa en una carta de diciembre de 1934 a su entonces novia Josefina Manresa que gracias a Díe encontró domicilio en la capital. Díe aprueba, a los 17 años, el ingreso en la Escuela de Bellas Artes de Madrid, en donde coincide con Salvador Dalí. En las “falsas” de su casa de la calle Alfonso XIII y Teatro Circo monta su estudio. Allí conocería a Miguel Hernández, enviado por Ramón Sijé. Díe es el autor de las viñetas que ilustran la revista “El Gallo Crisis”. Imparte clases de dibujo como profesor interino en el Instituto Nacional de Segunda Enseñanza desde 1932 hasta 1936. Después de la guerra decide trasladarse a Madrid y regresa a Orihuela y, poco después, a Alicante. Los cuatro dibujos de Miguel Hernández estaban pensados para ser incluidos en su primer libro, Perito en lunas. En 1933, en el Ateneo de Alicante, Sijé habla sobre los elementos barrocos de Perito en lunas y Hernández recita su “Elegía media del toro” ayudado de un cartelón diseñados por Díe que el poeta perdió en el tren. Los dibujos, nunca expuestos en público, se caracterizan por su sencillez e ingenuismo, exponentes de un mundo íntimo y cercano que se corresponde con las vivencias de su casa de la calle Arriba: una culebra, un gallo, una sandía y tres granadas.

Los dibujos tienen su correlato poético en otros cuatro poemas de Perito en lunas. Están realizados en color sobre cuartillas de 210x150mm. cada uno. Francisco de Díe adjuntó un texto mecanografiado al dorso de los dibujos en el que afirma, entre otras curiosidades, que Hernández empleó en su ejecución cortezas de sandía raspadas para conseguir el color verde. El director de la Fundación Miguel Hernández, Juan José Sánchez, destacó la influencia del artista oriolano Francisco de Díe para la definitiva ubicación de la Casa Museo del poeta en la calle Arriba en detrimento de la casa natal de la calle San Juan. Así lo reflejó en diversas cartas dirigidas al Ayuntamiento de Orihuela desde el año 1974, cuando comenzaron las gestiones en el Consistorio oriolano, con Pedro Cartagena en la Alcaldía, para perpetuar el legado del poeta con la apertura de una Casa Museo. En 1976 se adquiere el inmueble bajo el gobierno de Francisco García Ortuñ (UCD). Las intensas gestiones cristalizaron en 1985, siendo alcalde de Orihuela el socialista Vicente Escudero, con la restauración del inmueble y su apertura al público, junto a la sierra y donde aún se conserva el huerto y la higuera tan constantes en la obra hernandiana. Los cuatro dibujos (una culebra, una sandía, tres granadas y un gallo), pese a su ingenuidad y sencillez, descubren parte de la simbología del poeta y conecta con un mundo íntimo que se fraguó en el primer libro Perito en lunas. Aitor Larrabide, director del taller de empleo Miguel Hernández, destacó la voluntad de Francisco de Díe de ceder para la Casa Museo del poeta los cuatro dibujos de Miguel, que por primera vez se van a exponer al público con motivo del Congreso Internacional del 27 al 30 de octubre en Madrid. Asimismo, Larrabide recordó la afición de Miguel por la pintura, como demuestra la ilustración en la cárcel de los dos cuentos, El potro-obscuro y El conejito, que dedicó a su hijo Manuel Miguel. La Fundación Miguel Hernández prepara una exposición antológica de Francisco de Díe para antes de fin de año. La muestra permitirá redescubrir la obra de un artista que pasó la mayor parte de su vida en Alicante, donde destacó por su contribución al arte foguerer.